Inicio > Biblioteca > Boletín marista > Número 131 (12/03/2004)

 

 


 



 


Ernesto Sánchez, Superior general

El nuevo comienzo ya ha comenzado
H. Ernesto Sánchez, Superior general



 

FMSI

Conectarse

Hermanos maristas

RSS YouTube FaceBook Twitter

 

Foto de hoy

Perú: Colegio Manuel Ramírez Barinaga, Lima

Hermanos maristas - Archivo de fotos

Archivo de fotos

 

Últimas novedades

Archivo de novedades

 

Calendario marista

19 noviembre

Santos: Crispin, Ponciano, Abdías

Calendario marista - noviembre

Boletín marista - Número 131

 

ATENTADOS TERRORISTAS EN MADRID
12/03/2004

Bajar WORD

Carta del hermano Seán Sammon, Superior general
ATENTADOS TERRORISTAS EN MADRID, ESPAÑA

11 de marzo de 2004

Queridos hermanos y colaboradores laicos:

A estas alturas, estaréis enterados de las terribles explosiones y pérdida trágica de vidas humanas que se ha producido en Madrid a una hora punta de esta mañana. Los primeros informes indican que estallaron dos bombas en torno a las 7.30 de la mañana, hora local, en un tren de cercanías que llegaba a la estación de Atocha, un eje de comunicaciones para el metro y trenes de cercanías de la capital del país. Este hecho y las explosiones que le siguieron, causaron casi 200 muertos y 1500 heridos.

Por el momento, nuestros hermanos de España no tienen noticias de que hayan muerto o sido heridos miembros del Instituto, colaboradores laicos, alumnos u otros miembros de las comunidades escolares de Chamberí o San José del Parque.

En estos momentos de tragedia nacional y de pérdida de vidas humanas, que nuestros corazones y nuestra plegaria acudan en ayuda de nuestros hermanos y hermanas de España, pues su dolor supera todo lo que podamos imaginar.

Acontecimientos como los de esta mañana dan lugar a sentimientos de rabia y a deseos de devolver el golpe. Sólo nuestra fe y el mensaje del evangelio pueden sostenernos frente a esta matanza y mutilación sin sentido. He escrito a nuestros hermanos de España en nombre mío, en el de Luis y del Consejo, y de todo el mundo marista, para expresarlos nuestro pesar y prometerlos que rezaremos con y para ellos y por los habitantes del país durante los próximos días y semanas, y que haremos todo lo que podamos para ayudarlos.

Recemos para que María, nuestra Buena Madre y hermana en la fe, y Marcelino les acompañen siempre en estos momentos difíciles. Y continuemos trabajando por la paz entre las naciones, entre los pueblos, y en los corazones de cada uno de nosotros.

Con todo mi afecto,

Hermano Sean D. Sammon, FMS,
Superior General

3205 visitas